Uribe, vinculado a proceso por soborno y fraude procesal

www.jornada.com.mx

Bogotá. La Corte Suprema de Colombia vinculó a proceso al ex presidente Álvaro Uribe, horas después de haberlo interrogado por su presunta responsabilidad en delitos de fraude procesal y soborno.

Por primera vez un ex presidente colombiano respondió un interrogatorio ante la Corte Suprema. La pesquisa se cumplió a puerta cerrada durante siete horas en el tribunal que juzga a los políticos que tienen fuero.

Uribe, quien gobernó entre 2002 y 2010 con una política de seguridad de mano dura tan aplaudida como criticada, ingresó a la diligencia fuertemente escoltado y sin hacer declaraciones a los medios. A las afueras del Palacio de Justicia se congregaron simpatizantes y opositores.

El peso político y la popularidad del senador Uribe, jefe del partido en el poder y mentor del actual mandatario Iván Duque, hacen que su caso trascienda el ámbito jurídico, y más cuando restan días para las elecciones locales del 27 de octubre.

De 67 años, el ultraderechista Uribe, férreo opositor del proceso de paz con las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia, enfrenta una investigación por manipulación de testigos en su calidad de senador, que ahora lo lleva a juicio por los delitos de soborno y fraude procesal, que son castigados con unos ocho años de cárcel.

No hay una palabra mía que viole la ley, sostuvo Uribe. Duque lo secundó ayer: Yo resumo a Álvaro Uribe Vélez en una sola palabra: honorabilidad.

El apoyo al político ha mermado desde que abandonó la presidencia, según sondeos.

El ex mandatario –señalado en varios frentes de tener vínculos con narcotraficantes y paramilitares– terminó enredado en un giro insospechado de la justicia. El caso arrancó en 2012 precisamente por una denuncia ante la Corte Suprema del propio Uribe contra el senador izquierdista Iván Cepeda, a quien acusó de manipular a testigos para que lo vincularan a él y a su familia con los grupos paramilitares. El alto tribunal cerró el caso contra Cepeda, pero decidió investigar a Uribe por la misma acusación.

Desde entonces se han abierto dos investigaciones contra Uribe: una por presionar a ex paramilitares para que declararan contra Cepeda y otra por presionar al ex paramilitar Juan Guillermo Monsalve para que se retractara en lo que lo vincula con el nacimiento de las autodefensas en Antioquia, grupo armado que se desmovilizó con el proceso de Justicia y Paz de su gobierno (2002-2010).

En el último mes, el alto tribunal ha escuchado los testimonios de varios ex paramilitares –algunos de ellos detenidos en Estados Unidos–, ex fiscales, abogados y periodistas. En total, ha citado a 42 personas, incluido Uribe, cuyo turno tocó ayer.

Compartir
error: Content is protected !!